lunes, 16 de octubre de 2017

Stoverij



Hace unas semanas me tocó un fantástico lote en el sorteo de Toño del blog Con leche y canela (un imprescindible que os recomiendo) compuesto por una olla cocotte de 24 cmts, una bandeja y una plancha que ya publique en Instagram. Menuda alegría me llevé!!!!

No he tardado mucho en estrenarla, en cuanto me he liberado de mis exámenes y a la espera de los resultados y encima estando de baja estoy aprovechando para ponerme un poco al día de todo...he empezado un curso de fotografía con Sonia Martin (de hecho, la fotografía que acompaña a esta entrada es uno de los ejercicios propuestos del curso) y he vuelto a los fogones así que no hay mal que por bien no venga, verdad?

El caso es que hablando con Cristina de Bizcocheando que es un amor, me pasó esta fantástica receta que ella probó en Gante en Bélgica y es así como he dado el pistoletazo de salida a todas las recetas que vendrán con esta maravilla de olla! 

Si queréis probar otros estofados, en el blog encontrareis este de ternera con vino y chocolate o el maravilloso Boeuf Bourguignon de Julia Child que pienso repetir pero en la cocotte de la que me he enamorado por completo!!! 

A pesar de que lleva cerveza negra, os aseguro que no tiene sabor. Tenía mis dudas por si pudiera saber amarga o le diera demasiado sabor ya que a mi este tipo de cervezas no me gustan nada pero al estar cociéndose lentamente durante un largo tiempo, se evapora y queda una salsa que os aconsejo aprovisionaros bien de un buen pan porque no podréis parar de mojar! También os aconsejo que lo hagáis de un día para otro porque como todos los estofados, ganan muchísimo en sabor!

Que aproveche! :)