Brioche básico


El brioche, de origen francés es el pan dulce más famoso de este país y archiconocido mundialmente pero no es una elaboración que sea rápida, más bien necesita de tiempo y de mimos. Si no disponéis de estos últimos elementos, mejor dejarlo para otro día.

En mi búsqueda de masas necesitaba tener en mi blog la receta de un brioche de verdad pero la primera vez cometí un gran error y es que hice una receta "rápida" y no quedó ni de lejos como uno de verdad, por lo que recalco de nuevo el factor tiempo. 

Y os enseño al final de este post las fotos que hice previamente dentro de los moldes. Sí, muy bonitos y daban el pego pero al partirlo y probarlo, la realidad no tenía nada que ver con lo que esperaba y por eso, esas fotos se quedaron ahí (a Instagram las subí antes de cortar y ver y probar el fiasco), en simples fotos de una receta fallida. La miga no era ni de lejos la de un brioche...pero igualmente le dí un buen uso porque aquí no se tira nada de nada y aproveché para hacer pain perdú que os enseñé en Semana Santa.

Y es que al igual que en mi otro blog I Love Bundt Cakes, no compartiría nada que no funcionara, lo que no sale bien no sale a la luz, es algo que tengo claro desde hace años y años que llevo en el mundo blogueril.




Y después de un chasco puede venir un éxito (no me rindo tan fácilmente) y es este que os muestro. Busqué por toda la red, leí un montón de los expertos que es de quien se aprende, vi un montón de videos y al final me animé con la receta que Ettore nos deja en su blog, Bavette. Sabía que con sus consejos nada podía salir mal.

Y para hacer esta receta hay que tener en cuenta otros factores también que nos recalca Ettore en su blog y que son primordiales:

1.- La mantequilla y los huevos tienen que estar fríos. En verano es mejor sacarla directamente de la nevera y cortarla en daditos

2.- La masa no debe alcanzar los 22/24º (tengo un termómetro que me dice la temperatura y os aconsejo que si vais a hacer masas lo tengáis a mano porque es de una gran ayuda)

También hay que tener en cuenta que los brioches llevan una gran cantidad de mantequilla. La receta tradicional lleva la mitad del peso de la harina, es decir, si ponemos 500 gramos de harina debe llevar 250 de mantequilla (en la primera receta que hice no llevaba ni de lejos esa cantidad). Esto hace que el amasado sea largo ya que con tanta cantidad es difícil de trabajar (en la amasadora lleva rato pero no nos podemos pasar de temperatura). 



La forma que le di la segunda y exitosa vez, fue en forma de bollitos ya que a mi me viene genial para los almuerzos de los peques en el cole. Suelo congelar y la noche antes lo saco a la nevera y por la mañana les preparo su avituallamiento para el descanso.

La primera tenía en mente unas fotos en forma de pan alargado pero no pudo ser así que fuí a lo practico en la segunda por si acaso no salía bien. Y aquí abajo veis lo bien que levó y lo bien que salió del horno, pero no...

Ahora ya se diferenciar por una foto del interior lo que es un brioche y lo que es un gato por liebre, veréis cuando me ponga a hacer panettones, jajaja 




Y como siempre, mis harinas de confianza son siempre las de El Amasadero donde tenéis un código descuento conmigo que siempre viene bien: bearecetas 



Brioche básico

Ingredientes:

  • 500 gr de harina de fuerza El Amasadero
  • 12 g de sal
  • 60 g de azúcar
  • 25 ml de leche
  • 10 g de levadura fresca de panadería
  • 300 g de huevos enteros fríos
  • 250 g de mantequilla fría


Elaboración:

1.- En un vaso disolver la levadura en la leche hasta que no queden grumos

2.- En la amasadora verter la harina, la sal y el azúcar. Colocar el gancho y amasar a velocidad media unos segundos hasta que se mezclen los tres ingredientes

3.- Incorporar la levadura disuelta en la leche y mezclar bien hasta integrar

4.- Añadir los huevos y amasar a velocidad media hasta que estén todos los ingredientes integrados

5.- Aumentar la velocidad y seguir amasando unos 10 minutos mas hasta que la masa se separe de las paredes del bol

6.- Despegar la masa del gancho y con la máquina en marcha ir incorporando la mantequilla cortada en dados pequeños. No dejar de amasar hasta que esté integrado todo (llevará un rato).

7.- Volcar la masa sobre una encimera enharinada, darle forma de bola y pasarla a un cuenco engrasado con aceite. Tapar con papel film y dejar reposar hasta que doble su volumen

8.- Desgasificar y amasar unos minutos espolvoreando un poco de harina sobre la mesa y volver a poner en el bol dejándola reposar mínimo 12 horas (yo la deje toda la noche)

9.- Sacar de la nevera y dejar templar una hora

10.- Cortar la masa como queramos el resultado final (yo hice bolas del mismo tamaño para un molde redondo que engrasé previamente)

11.- Dejar reposar hasta que crezca un poco más (no tiene porque duplicar su tamaño). Una hora es suficiente.

12.- Pincelar el brioche con una mezcla de yema y agua y verter azúcar perlado por encima

13.- Precalentar el horno a 180º con calor arriba y abajo

14.- Hornear de 25 a 30 minutos y vi vemos que se nos dora pronto por encima, tapar con papel de palta

15.- Retirar y deja enfriar



No hay comentarios:

Publicar un comentario